Femepa prosigue implantando medidas de seguridad durante la crisis del COVID-19

Desde que el Gobierno de España decretara el estado de alarma, la Federación de la pyme del Metal y Nuevas Tecnologías de Las Palmas ha estado velando por la seguridad de las personas trabajadoras de la organización, implantando todas aquellas medidas aconsejables para abordar con garantías la crisis provocada por el COVID-19.

Entre sus acciones, destaca la desinfección de las distintas sedes de la organización, a cargo de “Limpydes & Distribuciones Canarias”, cuyo técnico en Salud Ambiental, Federico Rodríguez, especificaba que estaban utilizando “los productos recomendados y comprobados”, ya que sólo pueden acometer este tipo de trabajos las empresas que cumplan con toda la normativa específica.

En este contexto, el secretario general de Femepa, Juan Carlos Betancor, reconocía que, “aunque algo se veía venir, nos hemos encontrado con esta crisis de sopetón y, hasta hace 7 u 8 días, no hemos sido conscientes de la gravedad de la situación”, al tiempo que añadía: “Esta crisis va a repercutir, por supuesto, en todas las empresas que representamos, por lo que nos estamos encargando de minimizar, en lo posible, esa repercusión, ayudándolas y guiándolas en su actividad, para que puedan hacerla de la mejor forma posible, y, en su caso, asesorándolas si tienen que tomar medidas excepcionales, como un ERTE, reducción de jornada o cese de la actividad”.

Por otro lado, Betancor explicaba que Femepa “ha tenido que adaptarse rápidamente a los cambios producidos por esta grandísima crisis, siendo lo principal el buscar la forma de seguir prestando los servicios a nuestras empresas asociadas de forma segura, como con la desinfección de las oficinas, pero también mucho más seguras, es decir, haciendo la cuarentena a través del teletrabajo”, mientras matizaba: “A partir de mañana se cierra totalmente la oficina, pero seguiremos prestando el servicio desde casa; esta crisis también nos está enseñando a teletrabajar y lo estamos haciendo poniendo todos los medios para ello”.

Con respecto a actividades con tradición presencial, como la formación, decía: “Todo nuestro equipo de gestión, nuestro equipo técnico y docente está trabajando en un sistema de formación a distancia, de tal manera que el alumnado se sienta atendido y que podamos hacer un proceso de formación teórico-práctico, a través de la modalidad de teleformación, para que cuando acabe el período de crisis, ir directamente a las partes prácticas del taller”. “Nuestra previsión es que al final del verano estaremos en condiciones normales, dando la parte final de los programas de formación”, finalizaba.

GALERÍA FOTOGRÁFICA